Connect with us

NOTICIAS INTERNACIONALES

Nuevo brote de coronavirus en Pekín obliga a cerrar mercados de alimentos

Published

on

Un distrito de Pekín entró el sábado en una situación de “tiempos de guerra” a raíz de una serie de nuevas infecciones de coronavirus surgidas en un gran mercado de alimentos, tras lo cual la capital china prohibió el sábado el turismo y los eventos deportivos ante el temor de un rebrote de COVID-19.

Cuarenta y cinco de las 517 pruebas de saliva realizadas con hisopos en el mercado Xinfadi del distrito suroccidental de Fengtai dieron positivo por coronavirus, dijo en una sesión informativa Chu Junwei, un funcionario del distrito.

Ninguno de los infectados mostraba síntomas de la COVID-19, dijo, si bien añadió que 11 barrios de las inmediaciones del mercado, considerado el mayor mayorista de productos agrícolas de Asia, habían sido puestos bajo la custodia de guardias que vigilan el cumplimiento del confinamiento de la zona durante las 24 horas del día.

“De acuerdo con el principio de poner la seguridad de las masas y la salud en primer lugar, hemos adoptado medidas de confinamiento para el mercado de Xinfadi y los barrios circundantes”, dijo Chu.

El distrito está en “modo de emergencia de tiempos de guerra”, añadió.

El cierre del mercado y las nuevas restricciones llegan en un momento de creciente preocupación por una posible segunda oleada de casos de una enfermedad que ya ha infectado a más de 7,66 millones de personas en todo el mundo y matado a más de 420.000.

La situación de Pekín pone de manifiesto que, incluso en los países que han reducido con gran éxito la propagación del virus, a veces pueden surgir nuevos focos con gran facilidad.

El mercado de Xinfadi fue clausurado a las 3 de la mañana del sábado (1900 GMT del viernes), después de que se informara de que dos trabajadores de un centro de investigación cárnica que visitaron recientemente el mercado eran portadores del virus. No estaba claro cómo se habían infectado.

El sábado, las entradas del mercado fueron bloqueadas y se dispusieron a agentes de policía haciendo guardia. Las autoridades de Pekín ya habían detenido con anterioridad el comercio de carne de vacuno y de cordero en el mercado y cerrado otros grandes mercados de la ciudad.

Las autoridades planean realizar pruebas de ácido nucleico a más de 10.000 personas vinculadas al mercado de Xinfadi para detectar posibles infectados del coronavirus.

Comentarios

Continue Reading
Haz clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Principales